domingo, 9 de septiembre de 2012

90. Accidente

Estaba tirada en el suelo, con el cuerpo lleno de magulladuras y heridas. Todas y cada unas causadas por Drake. Y bajo mi cintura, un pequeño charco de sangre. Él se había marchado hace un rato, pero aun así no podía quitarme el miedo del cuerpo. Me aferré al inodoro y me apoye sobre la tapa a llorar.

Deberían haber pasado algunas horas desde que Lalo se marchó, y ya se podía apreciar las primeras y apagadas estrellas de la ciudad. Me quedé donde estaba, tenía el cuerpo dolorido con lo que no hubiese podido aguantar mucho en pie aunque quisiera. Entonces oí la puerta de entrada, Lalo debía de haber llegado. No quería que me encontrará en esté estado.

"¡¿Cristalice?!" Esa voz... Mis oídos debieron de jugarme una mala pasada. Pero no, allí estaba. A zanccadas oí que miraba de puerta en puerta hasta que entro en donde estaba. El horror y la confusión de Ángel me extraño. "¡Oh dios mio Cris! ¿¡Qué ha ocurrido?!" Tomó una de las batas, y ni se preocupo por mi desnudez.  (en otras circunstancias, lo hubiese golpeado y echado por pervertido)

"¿Q-Que haces..aquí?" Mi voz sonaba apagada y áspera por las lágrimas. Él me arropó y me ayudo a meterme los brazos por las mangas.

"Caminaba hacía tu casapara disculparme por lo del otro día, cuando vi que Drake salía del edificio. Pensé muchas cosas pero...esto...Es demasiado, nunca pensé que podría caer tan bajo" Me ató el cinturón pero en cuanto fue  atocarme, me aparte. "Tranquila, no voy a hacerte nada, debemos llevarte a urgencias, ¿crees que puedes caminar?" Me pusé en pié pero las piernas me flaquerón y si no llega a ser por sus brazos, me hubiese desmoronado.

Me dejé cargar en brazos hasta el coche. Me tubo que tapar con su chaqueta porque el coche estaba unas calles más abajo, ya que ni el pijama que me había puesto, ni la bata, me tapaban mucho del fresco. Ni siquiera me moleste en preguntarle como había logrado entrar en el apartamento. Ya en el coche, yo solo miraba al vació. Las imágenes de las últimas horas pasaron por mi mente. Parecía más una película que una experiencia.Tomamos un atajo por el bosque, al parecer el hospital estaba en las periferias de la ciudad. Circulábamos entre los pinos, todo estaba muy oscuro. Miré a Ángel, estaba muy tenso. Yo había logrado calmarme un poco y parecía que el dolor había menguado. Entonces note como  la velocidad aumentaba. Los pinos se volvieron borrones y apenas me daba tiempo a ver las estrellas.

"Ángel, baja la velocidad. Vamos demasiado rápido" Pero la velocidad seguía igual, incluso más cada minuto que pasaba. "Ángel..." Lo tome de la mano que tenía sobre la palanca de cambios. Este parecio reaccionar y me miró con ojos lastimeros.

"Yo..." Su voz sonaba grave. Muy distinta a su tono alegre y seductor de siempre.

"Baja la velocidad...Por favor" Este me miro y bajo la cabeza. Piso el freno, pero la velocidad se mantuvo.

"Oh no..."

"¿Qué pasa?"

"Los frenos... los han manipulado"

"Oh no, ¿qué haremos? ¡Sin frenos no podemos parar!" Ángel miro al frente y luego a mi, como si debatiese algo.

"Escucha Cris, vamos a salir de está te lo juró. Confía en mi" Me dio un apretón en la mano, antes de pegar un brusco volantazo. El coche salió de la carretera. Pude distinguir un tronco al que nos dirigíamos. Note algo  humedo en mis piernas, cuando baje la vista vi como una bolsa de agua empezaba a recubrirme el cuerpo.

"¡ÁNGEL!" Estiré mi brazo, pero Ángel tenía una mano extendida. ¡Él estaba controlando el agua!

"Adios Julieta" Empujo la bola de agua ,conmigo dentro, fuera del coche. El me sonreía con tristeza mientras yo gritaba llenando mis pulmones de agua. Vi como el coche se estrellaba contra el árbol. La burbuja debió de golpearse con algo, porque noté un dolor en la cabeza y todo se volvió negro.


Cuando abrí los ojos no habría ni transcurrido media hora. Miré mi cuerpo, algo mojado, tenía una herida abierta en la frente, las piernas algo raspadas y una piedra se había incrustado en mi brazo derecho. Genial como si no tuviese bastante con los moratones y magulladuras. Al parecer la bola de Ángel me había salvado la vida, pero no había quitado el golpe cuando exploto. Ángel...

"¡Ángel!" Abrí los ojos y vi el coche. No ardía, pero todo el morro delantero estaba aplastado.  Al menos las piernas, torpemente, funcionaban. Por lo que corrí hasta el coche, pero en la cabina del conductor no había nadie. El parabrisas estaba roto, por lo que Ángel debería haber salido volando a pesar del cinturón. "¡Ángel, dime algo! ¡Ángel!" Un gemido se oyó unos metros más alante. Eche a correr hasta el sonido.

"Oh dios mio... Ángel" El cuerpo del zorro estaba extendido en el suelo. Pero solo podía mirar a la sangre, al charco que cada vez se hacía más grande. "¡Ángel por favor responde!" Cogí su torso y le apoye la cabeza en mi regazo. "¡ÁNGEL!"  Sus parpados se movieron y abrió un poco los ojos.

"Hola princesa" Su voz estaba muy débil, no quería pensar que podría pasar si no lo llevaba pronto a un hospital

"Aguanta despierto Ángel, voy..voy a llamar a una ambulancia ¿si? Tu mantén los ojos abiertos" El zorro sonrió y con pesadez levanto una mano y seco una lágrima de mi mejilla. Sorbe con la nariz y me llevé la mano al bolsillo. Ya no recordaba que solo llevaba un pijama y la bata. "Oh no... mi móvil..."

"Te dejaría el mio pero..." Del bolsillo se saco el móvil echo añicos "Me parece que lo aplaste " Ser río, pero sonó más como el gemido de un animal herido. En esa situación, ¿aun tenia energía para bromear?

"Ángel por favor, no...no me dejes sola... Todo esto es por mi culpa, si no me hubieses ayudado ahora estarías bien..." No pude detener las lágrimas.

"¿Y dejar que ese cerdo te volviese a hacer eso? ¡Prefiero morir mil veces, ha que eso suceda y quedarme de brazos cruzados!" Me ruborice cuando dijo eso pero aun así, sentí miedo.

"T-tu no te vas a morir ¿me oyes?" Miré desesperada alguna forma de llegar al hospital. La carretera estaba desierta, y no había una sola cabina. Solo bosque, bosque y...más bosque. " ¡AYUDA! ¡HAY UN HERIDO, POR FAVOR, NECESITA ATENCIÓN MÉDICA!" Grite a la noche, con la respuesta de algún que otro aullido y el sonido de aves que salían espantadas.

"Cris... sien-siento lo del otro día...No debí gritarte..."Apenas me miraba, sus ojos empezaban a perder brillo.

"N-no tiene importancia, ahora lo que importa es salir de esta, juntos ¿vale?" Apenas se me podía entender entre sollozos. Vi como su mano empezaba a perder fuerza "No... Ángel, aguanta... yo..." Entonces grite. Rabia, tristeza, ira, frustración, miedo. Los deje salir. Cuando volví en mi, parecía haber aclarado un poco las ideas  Entonces le recordé, aquellas clases suyas. Como era... "Chaos...control..." Murmure sin que apenas me oyese yo misma.

"Cris..." Ángel me tomó la mano. Perfecto. "Si no salgo de esta, cosa que es posible, quiero que sepas que yo...te..." Se apagó, su voz. Asustada le tome el pulso, muy debil, debía de hacerlo ya.

"¡Chaos Control!" Ni una chispita. El corazon me bombeaba tan fuerte, que llegue  apensar que terminaría explotando. El segundero iba en mi contra. Probe varias veces, pero no funciono. Entonces recordé el colgante "Solo por unos momentos..." Indecisa me lleve las manos al cuello, pero no lograba desabrocharlo. Ángel empezó a respirar con mucha dificultad. Tiré con fuerza y logre soltarlo. Me lo guarde en un bolsillo y abracé a Ángel. "Por favor...funciona... ¡CHAOS... CONTROL!"

2 comentarios:

  1. TT_TT NOOO ANGELITOOO u.u aunque no le creas lloré, que sensacion para horrible o.O si ando muy sentimental que por cualquier cosa me da ganas de llorar pero fue feo, pero me gusto, porque se ve que tienes talento para crear algo que las personas pueden sentir y eso es digno de admirar, FELICIDADES!!!! \(^0^)/ continua asi, no importa cuanto demores, de que tienes mi comentario, tienes mi comentario, eso si, me dejastes con la duda >.< eso tmb es estresante, pero increible jajajaj bueno creo que debo irme a dormir, mi ma esta en el 5 sueño XD me escape un ratito para escribir esto, huyy ya me vio XD
    byee muchos besos n_n cuidate mucho
    Amy Rose - Aycii

    ResponderEliminar
  2. Rayos, rayos.. ¿Cómo llegó a esto? ¿Y acaso todo esto por culpa de Drake? o___< ¡Aaaah, mierda! ¡Resiste, Ángel! ¡Cris te salvará! \ ; ___ ; / ¿Verdad que sí?
    IDJOWIEJGOIEWJGOIJWEOGIJWEOIGJOEWIJGOIWEJGIOJEWOIJG!!! x______x!

    ResponderEliminar