martes, 28 de junio de 2011

52. ¿Plan B?

Me lleve la mano al pecho tras sentir aquella especia de pinchazo, justo cuando la  octava luna se fragmentaba. Tras aquella horrible visión, salimos del lugar. Caminaba con Shadow, estaba muda y con la cabeza agachada y las dos manos en el pecho, y Shadow no tardó en percatarse de mi extraña actitud.

"¿Qué te ocurre? Llevas muy callada desde que salimos de aquella sala" Shadow me miró, pero no obtuvo nada más que silencio "No, enserio dime, ¿qué te ocurre?"

"Nada..."

"No, dime. Y no mientas ¿A qué viene esa cara?"

" Es solo que...-suspiro- Da igual...No lo entenderías" No me atrevía ni a mirarle. Ya bastante esfuerzo era poder hacer salir frases de mi boca y no solo monosílabos.

"Prueba a ver"

"Es solo...que no me gusta..."

"¿El qué?" Su voz me sonaba seca "¿El rayo? Pues yo por el contrario, estoy ansioso de ver como esos miserables pagan todos sus pecados" Sonrió levemente pero fue suficiente para dejarme en estado de "shock"

"¿Q-Qué dijiste?" Me paré en seco mirándole con los ojos como platos

"Dije, que tengo ganas de ver como el rayo impacta contra el  planeta. ¿No crees que será interesante?"

"¿Interesante?¡¿Interesante?!" Repetí irónica y alzando la voz "¡Un demonio, interesante! ¡¿Te resultaría ver como tus seres queridos y todo lo que quieres muere ante tus ojos?!" Shadow hizo una mueca y endureció su mirada. Había metido la pata, olvidando la forma en como contemplo la muerte de María, hace 60 años... Pero aun así no me contuve y seguí gritando en medio de aquel pasillo, con las lágrimas amenazando con salir "¡Sabes perfectamente como se siente cuando pasa, Shadow!¡Pero no es lo mismo, perder a un amigo que a toda tu familia y todo lo que conoces!" No pude, mi debilidad permitió que las lágrimas saliesen libres de mis pupilas humedecidas "¡No! ¡ Si ese rayo va a entrar en acción, por lo menos estaré allí, y moriré junto con los mios!" Shadow me miró, su mirada era penetrante pero se podía leer perfectamente en sus ojos <<Ni se te ocurra>> "¡Pues si, lo haría! Con un control de Caos podía teletransportarme, a duras penas, a Mobius y estar allí cuando el Cañón Eclipse disparase!"

En aquel momento Shadow se maldijo por haberla enseñado a usar básicamente el control de caos. Pero recordó que ahora coger una esmeralda era tarea imposible, por lo que se relajo.

El flaqueo de piernas llegó a un punto que caí de rodillas rendida al suelo, ocultando mi rostro con las manos. Lloré y lloré mientras oía los gritos de un futuro no muy lejano. La gente corriendo horrorizada, intentando salvarse en vano de aquel resplandor verde que se acercaba más y más. Y de pronto veía mi planeta, destruido, fragmentado y, sin vida. 

"Shadow..." Tartamudee entre lágrimas "Es mi familia..." Ni me moleste en mirarle, y seguí llorando. Cuando note que alguien me abrazaba, supuse que fue Shadow pero la sensación duró milésimas de segundo y cuando pestañeé para aclarar mi vista, no había nadie más aparte de mi. Shadow había desaparecido, y estaba aliviada de que hubiese sido así
-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-

"¡Vamos Knuckles! ¿No decías que eras un busca tesoros? ¡Pues ahora necesitamos que des muestra de ello!" El equidna refunfuño

"¡De acuerdo, ya voy! Maldita llave del demonio..." Pero apenas había dado unos pasos, Bocum apareció a hombros de un hombre de roca gigantesco

"Vaya, vaya...Mira Rocky quienes se han dejado caer por aquí. El doctor le gustara mucho saber que le hemos quitado los problemas... Aplastalos, Rocky" La risa aguda del robot sonaba mientras el gran gigante comenzaba a atacar al grupo, intentándolo pisarlos

"¡Knuckles!" Erizo y equidna se tomaron de las manos y realizaron un Spin Dash conjuntado derribando al gigante de piedra contra el portón que se hizo pedazos "¡Aprisa, antes de que el juguetito se ponga en pie!" Nadie se lo planteo y todos corrieron, esquivando fragmentos de metal hasta cruzar lo que antes era una puerta metálica. En la sala aguardaba un cohete espacial. 

"¿Sabes como funciona esto, Tails?" Pregunto Amy mientras abrochaba su cinturón de seguridad

"Por supuesto que si" Tails tomo los mandos y conecto el motor "Despegue en tres...dos...uno" Con un ruido de motores el cohete se alzo por el cielo
-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-

Arrastre los pies y me tumbe sobre aquella cómoda. Me sentía mal, preocupada por lo que pudiera pasar. Y sobre todo, llena de temores. No era hora de dormir, pero necesitaba evadirme y escapar de la cruel realidad, aunque fueran solo unos minutos. Estaba ya medio dormitando cuando la puerta se abrió. Pensé que sería o Shadow o Rouge, pero la sorpresa fue mayor.

"Hola, pequeña"

"¿Qué haces aquí?" La mirada de Eggman y su sonrisa me ponían en aquellos momentos la piel de gallina

"Solo venía a asegurarme de que mi plan no falle" Entro y empezó a mirar las paredes como quien no quiere la cosa "Sabes perfectamente que tus amigos vendrán a buscarte, y frustraran mis planes del Cañón Eclipse" No entendía a donde quería ir a parar "Ellos saben, técnicamente, ya como funciona el rayo. Así que no puedo arriesgarme a sufrir otra derrota"

"¿Y esto... Qué tiene que importarme?"

"Mucho. No seas necia,Cristalice. Ahora estas en mi terreno y jugamos con mis reglas. Estas en medio del espacio sin posibilidades de escapar. Yo que tu, sería más cuidadosa" Tragué saliva "Veras, en las batallas en las que tu has participado, he observado que tienes algo distinto. Lo noto, y da la casualidad de que sopeso la idea de usar ese poder para acabar con tu amigo Sonic y dominar el mundo"

"¿Y piensas quitarme mi poder,como...?"

"No te preocupes pequeña. Veo que quieres saberlo, así que no perdamos el tiempo"

"¿Qué intenta?" Dije alarmada al ver como se acercaba

"Tranquila es solo un pinchacito y no sentirás nada..."

Luche aterrada por librarme de él. Pero de pronto sentí un pinchazo y todo empezó a nublarse y dar vueltas, hasta sumirse en la oscuridad.

viernes, 3 de junio de 2011

51. Cañón Eclipse

Fantaseaba a la vez que vagaba sin rumbo por los pasillos del ARK, aun que mejor dicho, Shadow me guiaba por los pasillos, porque yo estaba demasiado ocupada pensando en mis asuntos y recordando la noche con Rouge, que a ambas les hubiese sido más furtifera. Estaba feliz. Aquella noche mis pensamientos solo había estado presente Shadow, la verdad es que me ayudo mucho dormir junto a él. Sentir su calor me hacía sentirme bien, protegida y que nada en el mundo importaba más que nosotros. De pronto sentí como si me hubiese chocado de cara contra un muro y abrí los ojos repentinamente. Mis padres... Mis amigos...

Vamos espabila Cristalice! ¡Has estado estos anteriores días sin sacarte a Shadow de la cabeza y olvidando lo importante! Sacudí mi cabeza levemente mientras sonreía. Me hacía gracia pensar aquello. Pero era cierto. En estos últimos días mi mente solo había estado enfocada hacía Shadow, y en algunos momentos, hacía mis pesadillas, pero no me preocupé lo más mínimo de toda la gente que quería y estarían probablemente preocupados por mi, esperándome en Mobius.

Me paré en seco dejando escapar un largo suspiro. Seamos justos, cuando loquequiera que este planeando el doctor y vuelva a Mobius, nada me asegura que vuelva a ver a Shadow...Y menos con Sonic y Red cerca. Espera, ¡¿qué?! ¿Y a mi qué me importa lo que puedan pensar? Continué mi camino esforzándome por tener la mente despejada y lista para cualquier cosa que oyese nada mas poner un pie en aquella sala. Eggman nos había llamado a todos nada mas despertarnos, paso un largo rato hasta cuando nos dijo que nos reuniésemos con él. Shadow caminaba a mi lado, no me cogía la mano. Sería risueña pero no estúpida, si alguien nos veía "emperejaditos" podíamos estar en peligro tanto uno como otro. Ya que una cosa que más le gustaban al "benevolente" doctor eran los trueques o las amenazas. Y secuestrando a una persona querida de un enemigo tuyo y tenias a este a tus pies. Repugnante. 

"Bien queridos los he reunido en esta sala para enseñarles lo que me combertira en el amo y señor de todo Mobius" Ante el comentario no pude evitar soltar una risa

"Ese ya lo has dicho mil y una veces antes Eggman. ¿Qué te hace pensar que ahora sera diferente?" Shadow me miró, pero su mirada no mostraba ningún sentimiento, mientras que por otro lado Rouge me miraba con picardía y una sonrisa en los labios

"Porque tanto tus amigos como Sonic no podrán contra esto" Las luces que faltaban en la sala se iluminaron dejando visible una gran maquina en la que en ella estaban 5 esmeraldas del caos junto a dos huecos libres para sus otras compañeras "Os presento el Cañón Eclipse" El orgullo de la voz de Eggman pico mi curiosidad. ¿Un cañón? "Funciona con el poder de las esmeraldas y tiene una potencia capaz de destruir un planeta" Aquello si que me asusto. El poder del caos junto con un cañón, no deseaba verlo funcionar...

Tras eso el doctor aviso a sus robot de que preparasen una vídeo conferencia que se tranmitiría en todas las televisiones de Mobius. Miraba a todos los presentes atónita, pasando por cada rostro y luego mirar al Cañón Eclipse y las cinco esmeraldas. No podía arriesgarme e intentar robarlas delante de todos, sería un suicidio.  Ya todo conectado el doctor se sentó en la silla frente al enorme ordenar que había cerca mientras decía.

"Queridos futuros súbditos. Soy yo, vuestro adorado Doctor Eggman. En estos mismos instantes tengo en mi poder una de las armas más letales que un hombre haya podido construir. Les traigo un mensaje bastante claro para sus gobernantes y reyes" Ante la idea una malévola sonrisa cruzó su rostro "Tienen menos de 36 horas para rendirse y entregarme el mundo, o si no, serán destruidos. Por si a alguien se le ocurre dudar de mi poder les haré una pequeña demostración" Uno de los robots tecleo varios botones y la enorme maquina se puso en marcha. Abrí los ojos como platos al contemplar un sexta esmeralda, La habrán colocado mientras miraba a Eggman hacer su discurso resople ante mi error "Ahora les invito a que miren el cielo y vean a Niarun" Niarun era una de las ocho lunas de Mobius. No es que fuese la más grande, al contrario, era la más pequeña. " Y ahora contemplar el poder de mi gran Cañón Eclipse" Sentí un pequeño temblor a mis pies. Un rayo verde cruzo el espacio y alcanzo la pequeña luna que se fragmento en miles de pedazos ante todos los ojos. Eggman sonrió satisfecho

Un <<¡No!>> se escapó de mis labios al ver la que anteriormente era una de las 8 lunas completamente desbastada. Y luego imagine que hubiese sido Mobius y mi cuerpo se estremeció. 

"Bien ahí tienen la prueba. Entregueme Mobius en menos de 36 horas o serán los siguientes"